giweather joomla module
Viernes, 25 Febrero 2022 01:33

Piden a nueva delegada del IMSS Jalisco investigar a fondo la dupla Román Márquez- Sharon García por graves señalamientos Destacado

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Por Jorge Olmos Contreras

Derechohabientes, patrones y trabajadores del Instituto Mexicano del Seguro Social están por destapar un enorme caso de corrupción al interior de la subdelegación Juárez del IMSS con sede en Guadalajara que involucra directamente al subdelegado administrativo, Román Márquez Fuentes (a la izquierda de la fotografía) y a la actual encargada de la subdelegación Puerto Vallarta, Sharon García Ortega (al centro de la gráfica), por lo que piden a la nueva delegada en Jalisco, Karla Guadalupe López López, una investigación a fondo contra estos y otros funcionarios por graves señalamientos de corrupción.

Luego de que este medio denunciara el nivel de vida que se da la encargada de la subdelegación del IMSS en Vallarta, Sharon García, lo que incluye gastos onerosos y lujos como viajes al extranjero para sus hijas (una de ellas, por cierto subió una foto desde Canadá burlándose de nuestro artículo) y que sus gastos no coinciden con sus ingresos, salió a relucir la relación que tiene Sharon con el subdelegado del sector Juárez de Guadalajara y cómo ella misma se formó en un ambiente de corrupción, negocios e ilegalidades a la sombra del Seguro Social.

LA RAÍZ TORCIDA

Resulta que Sharon García Ortega era la jefa de departamento en la subdelegación Juárez, donde el mandamás es Román Márquez Fuentes, pues este quien maneja todos los puestos y quien supuestamente decide cuánto dinero se reparte entre todo un equipo que opera en esa dependencia para presionar a patrones que se ven sumergidos en las indeseables auditorías y a quienes les hincan el diente con presuntos “moches” para cerrar el proceso auditable.

De esta manera, cuentan fuentes del propio Seguro Social, les cobran a los patrones que caen en la desgracia de las auditorías hasta el 30 por ciento del monto total omitido, es decir, del saldo deudor que se formó por no pagar las cuotas obrero-patronales, pero, sobre todo, por omisiones de obras.

Así las cosas, si un patrón debe un millón de pesos, el equipo de secuaces de Román Márquez le cobra la nada despreciable cantidad de 300 mil pesos, dinero que es repartido a discreción, según las propias fuentes, por el mismísimo subdelegado administrativo de las oficinas que están en la avenida 16 de septiembre 44100, en la zona centro de la Perla Tapatía.

DINERO FÁCIL, EL MODUS OPERANDI

Al avecinarse los cambios en la delegación Jalisco, Román Márquez Fuentes decidió enviar a Puerto Vallarta a Sharon García, la intención acaso era abarcar un número más amplio de patrones irregulares, auditarlos y conseguir dinero fácil, es decir comenzando auditorías y después cerrarlas a cambio de jugosas cantidades de dinero, por lo que urgen a la nueva delegada que inicien procesos administrativos contra todos los involucrados.

Y es que a decir de los informantes, el modus operandi de esta banda --formada por Román Márquez, su ahijada Ruth Teresa Moreno Estrada, su íntimo amigo y también empleado de la subdelegación Juárez, Juan Pablo Gómez Flores; Sharon García y un nutrido grupo de auditores-- es realizar “auditorías por fuera”, para que de esta manera la información no se queda en el sistema de cómputo del Seguro Social y sí, en cambio, obtener beneficios económicos en detrimento del propio Seguro Social, pues al no practicar las auditorías de ley ni registrarlas, solo ellos ganan y permiten además que algunos patrones, que la mayoría de las veces son presionados por estos funcionarios, no cumplan con sus obligaciones sociales y administrativas ante el IMSS.

Se comenta al interior de la subdelegación Juárez, que en las auditorías “por fuera” participan por lo menos 10 personas y que el dinero mal habido es repartido entre un auditor, un supervisor, un jefe de oficina, un jefe de departamento y con el subdelegado; y de ahí para arriba con cinco personas más a la sede de la delegación Jalisco, pues se dice que con esta acción estarían pagando su puesto a altos funcionarios del Seguro Social en la entidad; en otras palabras, toda una red de corrupción que debe extirpar del Seguro la nueva delegada, Karla Guadalupe López.

Sin embargo, señalan como principales autores materiales de hechos de corrupción a Román Márquez, a la jefa de oficina y a un supervisor, a quienes denuncian como el grupo que tiene prácticamente secuestrada la subdelegación Juárez y que es desde donde mantienen a raya a patrones que fueron omisos, principalmente, en obras de construcción.

LA CLOCA APENAS SE ESTÁ ABRIENDO

Por ello, y tras la denuncia pública que hizo este medio sobre Sharon García, en la sede de la subdelegación Juárez hubo nerviosismo y mucho movimiento, porque al parecer la nueva delegada va a ordenar que se revisen todas las auditorías que se aplicaron y u omitieron en el periodo en que estuvo como jefa de departamento administrativo en las oficinas de la calzada 16 de septiembre, la señora Sharon García, ahora flamante encargada de la subdelegación Puerto Vallarta.

Si la delegada Karla Guadalupe López tiene en realidad interés en abrir la cloaca del IMSS Jalisco, se va a encontrar con que varios de los funcionarios de la subdelegación Juárez se hicieron ricos, pues en poco tiempo pasaron a tener carros de lujo, cabañas, casas de campo, departamentos y otros bienes que no podrían justificar con su simple salario.

Por si esto fuera poco, el subdelegado permite que Juan Pablo Gómez Flores, su brazo derecho en la subdelegación Juárez, haga negocios personales al rentar un estacionamiento en los alrededores de las oficinas administrativas que también sirve de bodega para ocultar bienes ostentosos que serían propiedad de estos malos funcionarios.

Dicen los informantes, que Sharon García, Ruth Teresa Moreno Estrada y Juan Pablo Gómez, se prestan a todas las corruptelas del subdelegado Márquez y que además a veces fungen como prestanombres del mismo, quizás para seguir en este bien remunerado trabajo.

Probablemente por esto, Román Márquez puso en lugar de Sharon García a Ruth Teresa Moreno, quien ahora funge como jefa de departamento y también como jefa de oficina, su anterior puesto, con lo que estaría cobrando doble sueldo gracias a que es ahijada del subdelegado.

EL NEGOCIO DE LOS PENSIONADOS

Por esto insistimos en que la recién llegada a la delegación Jalisco tiene la obligación de hacer una investigación de lo que sucede en la entidad con respecto al Seguro Social y vigilar con lupa a Román Márquez Fuentes, de quien se menciona, tiene una denuncia ante el Órgano Interno de Control (OIC) del IMSS desde el año 2020 por un presunto desfalco a los pensionados del seguro, pues se presume que vendían (él y su grupo) semanas de los pensionados para otras personas y así poder tener la modalidad 40.

En ese tiempo, despidieron a trabajadores inocentes y los presuntos autores intelectuales y acaso materiales de los hechos gozan de impunidad y siguen haciendo todo tipo de negocios al interior de la subdelegación Juárez.

La auditoría a la subdelegación Juárez es inminente, ya que en esas oficinas circula dinero en efectivo a raudales y muchos se están haciendo ricos, indican los informantes de VALLARTA UNO.

 

 

 

Visto 1800 veces
Inicia sesión para enviar comentarios

Vínculos importantes

Publicidad

Para anuncios en la versión impresa y en línea comunicarse a la Redacción al teléfono 322 294 8412